El mantenimiento de la pintura

Publicado en: | 2 julio, 2018

Conforme pasa el tiempo y la exposición al clima, la pintura, tanto en el interior como en el exterior del inmueble, se ve afectada. Uno de los daños más notorios es la pérdida de color, llegando al desprendimiento.

portrait-house-painter-worker-27358037

Es por eso que hay que tener en cuenta algunas recomendaciones para evitar que el daño de la pintura sea a corto plazo. El primer punto es emplear una pintura de buena calidad, considerando la consistencia que tiene, su densidad, su resistencia a la abrasión, su adherencia, flexibilidad y dureza, así como su porosidad. Una vez pintada el área, se recomienda, como segundo paso, revisarla dos veces al año para detectar los posibles problemas y así minimizar los daños en la pintura.

Es conveniente supervisar aquellas áreas muy expuestas al agua de lluvia o que no reciben buena iluminación del sol; dondequiera que se detecten las manchas de moho en las paredes, el cloro para uso doméstico nos puede auxiliar, basta con distribuirlo en la superficie unos 30 centímetros más allá de los límites del área afectada, dejarlo actuar durante 20 minutos, enjuagar bien y esperar a que seque. Para limpiar la suciedad o manchas que aparecen en el acabado podemos ocupar un detergente suave y una esponja o paño. De preferencia, hay que recurrir a limpiadores más fuertes cuando se trate de manchas muy rebeldes.

Antes de darle retoque de pintura a cualquier superficie hay que limpiarla y, en caso de ser necesario, resanarla. No olvidemos que la durabilidad de la pintura depende de nosotros, tanto de nuestra buena elección en cuanto a calidad, como en el mantenimiento que le demos.

gama-colores

Qué hay de los ligantes
Ya hemos hablado de los tipos de pintura, de su aplicación y cómo afecta el clima en ellas. Ahora vamos a tocar un tema muy importante: los ligantes. Estos, en palabras del Ingeniero Rogelio Gálvez, asesor técnico en Anafapyt, son como la columna vertebral de la pintura porque es el polímero el que hace la acción de adherencia y por ende de durabilidad, también son los que ayudan a que el color no se degrade con el sol. La misión de los ligantes es mantener unidas las partículas sólidas, pigmentos y cargas, una vez que esté seca la pintura. Son los verdaderos formadores de película, aglutinan los pigmentos y son los responsables de adherir al sustrato y propiedades como brillo, dureza, flexibilidad y resistencia química. Además, estos son los que indican la durabilidad de la pintura.

¿Sabías qué…?
Las cintas para enmascarar sirven para que, a la hora de crear diseños novedosos, podamos pintar una misma superficie de diversos colores sin que estos se empalmen entre sí, obteniendo un acabado bien definido. Su pegamento es de base acrílica y adhesión moderada, con la finalidad de no dejar residuos al ser retirada y que, además, pueden permanecer expuestas al sol, pues están diseñadas para utilizarse para pintar en exteriores y en interiores.

Te invitamos a disfrutar más notas como esta en nuestra edición de junio.

BANNER DE SUSCRIPCION TF72

Temas relacionados: