Válvulas de Fontanería: materiales y funcionamiento

Publicado en: Notas | 14 agosto, 2017

Una instalación de agua o gas corre entre el depósito del respectivo fluido, y los equipos o artefactos que harán uso del mismo. La instalación estará compuesta de tuberías, conexiones, válvulas, y algunas mangueras flexibles.

valvula1

Las válvulas se definen como dispositivos mecánicos, a través de los cuales se puede iniciar, detener o regular la circulación o paso libre de líquidos, gases o diversos tipos de fluidos, simples o mixtos; mediante una pieza desplazable que abre, cierra u obstruye en forma parcial o total, un conducto.

valvula5

Materiales

Latón: Es una aleación de cobre y zinc. La variedad de latones, creados a partir de propiedades diversas; se logra por cambios significativos en las proporciones de cobre y zinc. En el caso de los latones industriales, se mantiene siempre un porcentaje de zinc inferior al 50%.

Bronce: Se denomina bronce a toda aleación metálica; constituida a partir de una base de cobre y una proporción que va del 3 al 20% de estaño, y que además, puede incluir en su composición otros metales, tales como el zinc; característica que, a partir de un lenguaje no especializado, puede hace impreciso su discernimiento con el latón.

Zamak: Una aleación de zinc con aluminio, magnesio y cobre, conforman el zamak. Posee dureza, alta resistencia a la tracción, densidad 6,6 g/cm³ y temperatura de fusión de 386 °C. Este material puede inyectarse (por cámara fría o caliente y por centrifugación), otro proceso posible es la fundición en tierra de coquilla.

Acero inoxidable: Aleación de hierro con un contenido de carbono y que adquiere con el temple gran dureza y elasticidad; acompañado con una cantidad de cromo que le da la propiedad de ser resistente a la corrosión.

Hierro forjado: Tipo de hierro que se trabaja, a partir del tratamiento a altas temperaturas (forja), del mineral de hierro, golpeándolo, y enfriándolo sucesivamente. Obteniendo como característica la resistencia al óxido.

 

Funcionamiento básico

Ciertas válvulas funcionan a través de un mecanismo muy sencillo, atornillando una junta de goma hacia abajo, sobre un asiento en el centro de la válvula.

Los fontaneros profesionales utilizan versiones pequeñas que actúan como válvulas de cierre, sólo en el caso de accesorios de menor impacto como fregaderos, inodoros o grifos de agua exterior.

En válvulas de mayor exigencia, se debe optar por válvulas de capacidad superior al caudal promedio diario, manufacturadas con materiales de alta resistencia a la corrosión, de marcas de probada calidad y prestigio; de lo contrario, nuestra instalación estará vulnerada por una eventual falla, que suele suceder cuando menos lo esperamos, provocando daños, perjuicios y costos mayores.

Uno de los consejos más simples, pero muy útiles, es que se debe orientar la válvula en la dirección correcta con la flecha, que generalmente viene grabada en un lado de la válvula, indicando la dirección del flujo. De esta manera, el agua fluirá contra el fondo de la junta de goma.

Si la válvula se coloca hacia atrás, el flujo forzará la junta hacia fuera de la parte superior de la válvula. También es importante hacer énfasis en la seguridad, sobre todo hablando de instalaciones de gas; en caso de reparaciones, siempre cierre el gas o el flujo de agua antes de trabajar en las líneas de suministro, vuelva a encender el agua lentamente para verificar la conexión de fugas.

Banner TF 2017 Ed. 60

Temas relacionados: